MendiaK: Cresta Integral del Anboto

Cresta Anboto

INTRODUCCIÓN

Existen rutas que cuando las descubres e investigas sobre ellas se convierten en un objetivo que perdura durante el tiempo.

Para mí una de esas rutas es la cresta del Anboto, una de las rutas más alpinas en uno de los principales macizos del País Vasco que atrae todas las miradas de los montañeros con su enigmático paso del Infierno.

Tras un intento fallido en un día de ventisca en el que Alluitz nos mandó a casa, en esta ocasión enlazamos todas las cimas de la cresta.

MAPA

  • Fecha: 12-09-2020
  • Lugar de salida:  Atxarte – 265 m
  • Duración (con paradas y comida):  8 horas, 23 minutos
  • Distancia recorrida: 14,3 Km
  • Montañeros: 2
  • Cimas: Alluitz (1034 m.), Larrano Urkulu Puntea (1012 m.), Zorrotza (1011 m.), Gaintza (1008 m.), Larrano Puntea (981 m.), Kurutzeta (1214 m.), Elgoin (1243 m.) Y Anboto (1331 m.)
  • Dificultad:
    • Medio: 5
    • Itinerario: 5
    • Dificultad: 5
    • Esfuerzo: 4
  • Condiciones Meteorológica: Día soleado y buena temperatura. Sin viento.

DESCRIPCIÓN DEL RECORRIDO

AVISO: Realizamos el cresterío sentido Alluitz-Anboto (si quieres otro sentido hay diversas crónicas en la red)

Dejamos el coche junto a las antiguas canteras de Atxarte y comenzamos la ascensión a Alluitz, para ello ascendemos por la pista cruzando el río Atxarte hasta llegar al desvío de señaliza la senda de Guenzelai, la cual tomaremos.

Cruzando una estrecha portilla nos internamos en la senda y por ende en el hayedo, en nuestro caso encontramos un haya caída en medio del camino. La ascensión es sostenida y suave. Poco después de pasar otra alambrada la senda nos pone en el siguiente cruce. El que viene de frente es el que utilizaremos de regreso, por lo que nos desviamos a la izquierda.

Ascendemos los 200 metros de desnivel que nos separan del collado de Artola desde el cual a nuestra izquierda podremos observar claramente la ascensión a Astxiki (que dejaremos con total seguridad para otra ocasión).

Nuestro objetivo se encuentra hacia la derecha ascendiendo progresivamente por la ladera norte del Alluitz. Nos toparemos con una pedrera de fácil ascensión, pegados a la pared izquierda de dicha pedrera. Una vez solventado este paso ascendemos sin pérdida y con el árbol guía a vista hacia la cima de Alluitz (si queréis una crónica más extensa visitad esta que realizamos hace tiempo):

Aunque hay gente que lo llama a todo el conjunto Cresterío del Anboto, al tener el collado de Larrano en medio, podemos dividirlo en dos tramos, Cresterío del Alluitz y Cresterío de Anboto.

Una vez en la primera cima, vemos el cresterío del Alluitz y el meollo que nos espera a partir de ahora. Para abrir boca tendremos que realizar los pasos necesarios hasta el lugar más conocido y noticiado de esta cresta: el Paso del Diablo o Infernuko Zubia.

Para ello llaneamos sorteando los diferentes pasos en la ancha roca con cuidado, ayudándonos ya con las manos a partir de aquí, hasta el collado de Larrano, cualquier paso en falso es un fallo fatal.

Para descender al paso del Diablo, tendremos que realizar un destrepe llamado Musturko Kanala o Canal de Mustur una canal fácil de unos 10 metros con un encajonamiento tipo chimenea, que nos deja al inicio del paso del Diablo.

El paso del Diablo o Infernuko Zubia (también llamado Kokuzkulu o Atxurkulu) es un lugar donde han muerto multitud de personas, ya que es un paso estrecho y aéreo sobre roca caliza. Hacia la ladera sur hay una pared vertical de 300 metros que acaba en una pedrera vertical. Hacia el norte la ladera es más amigable pero aun así un fallo nos haría descender entre rocas y hierba.

Hay varias formas de afrontar el paso del Diablo:

Si no estás completamente seguro o te sobrepasa, todavía estas a tiempo y puedes darte la vuelta, ya habrá más ocasiones.

A: Por encima de las piedras. Andando sobre las mismas o a horcajadas. El problema es que no es una superficie horizontal, sino inclinada hacia la caída de la derecha.

B: Por último, la forma más aconsejable y utilizada por nosotros, es pasar lateralmente el paso. Para ello, la primera parte tendremos que hacerla a horcajadas y una vez lleguemos al resalte rocoso a unos 4 metros, nos pondremos de lado y avanzaremos con la ladera norte a nuestras espaldas, agarrados con las manos en la parte superior y apoyando los pies en las grietas de la roca.

C: También podemos evitar pasar totalmente por el paso, para eso, nada más descender la anterior canal, seguiremos destrepando unos metros hasta llegar a una senda herbosa a los pies de dicho paso y transitaremos hasta el otro lado.

Una vez cruzado este famoso paso, podemos ascender a Larrano Urkulu Puntea (también denominado Larrano Urkulu Puntie, Larrango Urkulu Puntie, Atxurkulu…) directamente por una canal situada sobre el paso del Diablo o como en nuestro caso, bordear por la ladera oriental. Aunque nuestra intención era evitar la ascensión de esta cima, al bordear la misma vimos nuestra proximidad a la cima y ascendimos.

Sin una ascensión clara pero con buenos agarres se sube trepando por la ladera nordeste.

Desde esta cima podemos otear Alluitz y sobre todo las siguientes cimas:

Descendemos hasta el collado de la Canal de Urkullu donde una cruz de hierro nos muestra que estamos en el lugar indicado. Un collado de libro con forma de horcada, con grandes paredes en ambas moles rocosas. Como los demás lugares de la cresta lo podemos ver escrito de diferentes formas: Larrango Urkulu o Larrano Urkulu o Urkulandije.

Frente a nosotros tenemos la siguiente ascensión en esta ocasión es una canal herbosa entre bloques de roca agrietada, como la anterior ascensión no hay una ruta clara pero varias variantes del mismo nivel nos permitirán ascender hasta la parte superior.

La cima de Zorrotza no queda en el cordal principal sino que esta desplazada hacia el Este por separada por su propio collado herboso, el portillo de Bedarkulu. Para llegar desde la cresta principal tenemos que descender un bloque liso de roca caliza (cuidado con el terreno húmedo) una vez en el collado es un acceso sin complicaciones.

Tiene una panorámica distinta por su posición algo exenta del cordal:

Volvemos al cordal de la cresta y seguimos nuestra progresión. Hay un pequeño destrepe entre dos bloques rocosos, nada más retornar, sin dificultad.

A partir de aquí la cresta amaina su dificultad pero no prescinde de la misma, pasamos por Gaintza, una cota sin buzón ni hito cimero y proseguimos evitando cornisas imposibles y puntos conflictivos con sencillos destrepes.

Bajo mi punto de vista hay que tener cuidado en tres puntos clave entre Gaintza y Larrano Puntea, buscando el mejor trazado para cada uno ya que no está señalizado, si no lo vemos claro lo mejor es buscar otra alternativa, siempre hay forma relativamente fácil de descender. El más complicado de ellos lo pasaremos descendiendo por la pared a nuestra derecha y progresando lateralmente sobre una repisa. Este descenso lateral nos evitará una pared de unos 5 metros vertical.

Una vez llegamos a Larrano Puntea hemos acabado la Cresta del Alluitz, ya que nuestro siguiente objetivo es descender al collado de Larrano, del que tenemos una buena panorámica desde esta cima:

Para ello seguimos bordeando por la izquierda las paredes de esta última cota pasando junto a dos edificaciones situadas en el mismo collado.

Si no tenemos agua en la ladera oriental junto al hayedo situado a la izquierda se encuentra la fuente de Larrano, dentro de una edificación. Si no la conocemos es complicado llegar ya que no está señalizada.

Si no tenemos tiempo, fuerzas o ganas podemos acortar la ruta en este punto, descendiendo desde el collado de Larrano hacia Pol-pol para retornar al coche.

Pero vamos a ir a por todas, por eso, volvemos al collado y con las fuerzas hidratadas, sin mirar mucho, progresamos de manera ascendente por la ladera hasta toparnos con un cercado, que utilizaremos de guía hasta el hayedo.

Pasado el bosque seguimos ascendiendo y sin dudarlo nos encaramamos en el cordal rocoso siguiendo la ladera herbosa. De la misma calidad y técnica que lo anterior, tendremos algún destrepe y trepada hasta llega a la cima de Kurutzeta.

Desde aquí vemos nuestros dos últimos objetivos, Elgoin y Anboto, el tramo no está señalizado y nosotros seguimos la cresta, evitando los pasos complicados por la ladera derecha descendiendo por las lascas de caliza. Se trata de un tramo aéreo pero sin grandes complicaciones.

Llegamos a Elgoin, con el Anboto cada vez más cerca:

Una vez pasada la cima de Elgoin, tenemos como siguiente objetivo la cima del Amboto, crestearemos hasta tener a vista la senda principal de ascensión. Podremos ascender por el cordal, pero en nuestro caso decidimos bajar entre el arbolado hacia la senda.

Una vez en la senda sin pérdida pero con esfuerzo ascendemos los casi 100 metros de desnivel que nos quedan hacia el Anboto.

Podemos vislumbrar casi todo el recorrido entre el Alluitz y el Anboto:

Para comenzar el regreso, descendemos por la senda normal del Anboto hasta llegar a la pista que nos lleva a Polpol. Una vez situados en el collado de Asuntze, cuando la pista hace un giro brusco a la derecha para comenzar a bordear Urkiolagirre, nosotros nos desviamos.

Una señal nos indica hacia Larrano (es la senda que deberíamos haber tomado en el collado si no hubiésemos seguido a Anboto), pero tenemos que seguir a otro destino, el valle de Mendiola, para ello tomamos una senda que pasa una alambrada a la izquierda de la subida a Larrano y desciende para internarse en el hayedo.

Sera un descenso suave alternando bosque y zona arbustiva, mientras podemos admirar las paredes rocosas del macizo a nuestra derecha.

Antes de llegar a un pinar, la señalización nos indica un giro para pasar la portilla y continuar nuestro camino a Atxarte. A unos 100 metros de este paso llegaremos a la senda que hemos utilizado al inicio cerrando la circular alpina antes de volver a Atxarte.

ITINERARIO FOTOGRÁFICO

CONCLUSIONES

Lo primero que tengo que decir es que cualquiera que tenga un mínimo de vértigo ni se piense esta ruta. Tampoco es aconsejable a gente que no tenga experiencia o algo de práctica en estos terrenos tan alpinos.

Desde mi punto de vista (totalmente subjetivo) no es una ruta extremadamente difícil, todos los pasos son factibles sin cuerda. Solamente hay que tener calma y buen hacer.

El saber todo el pasado del Paso del Diablo puede lastrarte como a mí que he intentado evitarlo en múltiples ocasiones hasta que he decidido conocerlo de primera mano. Es el máximo exponente de lo que encontramos en esta cresta pero hay otros puntos que sin ser conocidos pueden sorprendernos.

Una cresta totalmente alpina y recomendable para montañeros experimentados o montañeros con ganas de experimentar bien equipados y guiados.

Otra cosa que me gustaría añadir es que varias personas que no tenían pinta ni intención de hacer la cresta nos preguntaron cómo era y otros que la estaban haciendo nos preguntaron si iban bien. Desde mi punto de vista si quieres realizar esta ruta debes informarte bien antes de realizarla o ir con alguien que ya la haya realizado.

ENLACES

Track: Wikiloc

Mendikat: Alluitz, Larrano Urkulu Puntea, Zorrotza, Gaintza, Larrano Puntea, Kurutzeta, Elgoin, Anboto

Otras crónicas: Mendiak Bat, Al Filo de lo Impresentable, Tiene que ser por ahí

Al Filo de lo Improbable: Facebook, Twitter, Instagram

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Experiencias narradas, relatos vividos